¡Adelgaza tomando sopa de tomate!


Sopa de Tomate

 

 

La dieta de la sopa de tomate, es una dieta simplemente desintoxicante, no un régimen o una forma de alimentación. Aporta 700 calorías aproximadamente y puedes perder de 4 a 7 kilos en una semana. Eso sí, el requisito indispensable, es que guste el tomate El único problema de esta dieta, es que al no ser variada, hay una deficiencia en vitaminas, minerales, proteínas, aminoácidos y ácidos esenciales.

Esta dieta no puede extenderse más de una semana, pues solo es una forma depurativa para limpiar el organismo. Los kilos de más desaparecen rápidamente, por lo que, es indispensable beber al día entre 6 y 8 vasos de agua para evitar la deshidratación y combinar el régimen con una rutina de ejercicio para combatir la flacidez muscular. Si deseas bajar de peso, comienza con la dieta de la sopa de tomate y ejercicio moderado 3 veces por semana.

Esta sopa de tomate es un caldo elaborado con tomates picados. Se sirve fría o caliente. A veces es utilizada como un ingrediente para platos más elaborados. Puede cocinarse con trozos de la fruta o como un puré completamente licuado.

 

Ingredientes

1 kilo de tomates maduros

1 litro de agua

Media cebolla

3 dientes de ajo

1 pimentón pequeño

1 zanahoria

Hoja de laurel

Hojitas de menta

Una cucharada de perejil

Pimienta y aceite de oliva

 

Preparación :

Empezar  lavando todos los ingredientes. Ahora pelar  y picar muy finitas la cebolla, la zanahoria, pimiento y los ajos. Una vez picados, coger una olla y añadir un poco de aceite de oliva. Una vez esté caliente, dejar ahí todos los ingredientes anteriores para que se doren y se cocinen, añadiendo las hojas de laurel y un poquito de pimienta. Luego añadir los tomates, limpiarlos y retirar el tallo y hacer un corte en cruz en cada uno.

Llevarlos a una olla para que hiervan junto al agua que necesiten. Dejar que  hiervan y se escalden. Una vez los tomates estén escaldados, retirarlos, y dejar que se enfríen. Una vez fríos, quitarles la piel. Luego  picarlos muy finitos, incorporar junto a las verduras con aceite de oliva, removerlo todo bien. Añadir el litro de agua sin dejar de remover, dejar que se cocinen al menos durante 20 minutos a fuego medio. Añadir la menta y el perejil.  Una vez pasado este tiempo, apagar el fuego y pasarlo todo por la batidora para conseguir una crema. Servir y listo.

 

 

 

 

 

 

Comentarios